Miel (Mellis)

Miel

¿Sabías que las abejas recorren una media de 55.000 kilómetros y consumen el nectar de más de dos millones de flores sólo para producir medio kilo de miel?

perfil nutricional de la miel

La miel, como alimento y como medicina, se ha utilizado desde la antigüedad. La apicultura, la actividad dedicada a la crianza de las abejas para para la producción de miel, se remonta a por lo menos a 700 BC. La miel es un edulcorante viscoso producido por las abejas para su propio alimento. El fascinante proceso comienza cuando las abejas se dan banquete con las flores y recojen el néctar con la boca. Este néctar se mezcla con unas enzimas especiales que tiene la saliva, convirtiéndolo en miel. Las abejas llevan la miel de vuelta a la colmena, donde lo depositan en las células de las paredes de la colmena. El aleteo de sus alas proporciona la ventilación necesaria para reducir su contenido de humedad, dejándola lista para el consumo.

¿Por qué comer miel?

La miel está compuesta principalmente de fructosa, glucosa y agua. También contiene trazas de enzimas , minerales, vitaminas y aminoácidos incluyendo la niacina, riboflavina, ácido pantoténico, calcio, cobre, hierro, magnesio, manganeso, fósforo, potasio, zinc y. La miel contiene flavonoides y ácidos fenólicos y mientras más oscura es la miel, más alto es su nivel de antioxidantes. La miel actúa como un prebiótico y ayuda en el crecimiento de las bifidobacterias, lo cual mejora la salud intestinal.

Te recomendamos