Los medicamentos homeopáticos

Según la Farmacopea Francesa: «las preparaciones homeopáticas se obtienen a partir de productos, sustancias o compuestos llamados cepas homeopáticas, por el método de diluciones sucesivas llamado hahnenanniano».

Estas están habitualmente asignadas por el nombre latín de la cepa seguida por el número de dilución.

En la definición anterior, encontramos la palabra cepa, el cual es el término que se otorga en la Homeopatía a todas aquellas formas galénicas elaboradas con materias primas de origen vegetal, animal, mineral o química, que sirve de material de partida para la preparación de las diluciones homeopáticas. Las cepas homeopáticas pueden ser líquidas o sólidas, dependiendo de su solubilidad.

Constitución del medicamento homeopático

Como todos los medicamentos, los empleados en la Homeopatía, están formados por:

  • El vehículo: Los vehículos empleados en la elaboración de los medicamentos homeopáticos se ajustan a los requerimientos de las distintas farmacopeas. Se emplean, bien en elaboración de procesos intermedios, en la preparación de diluciones, o como soporte de los medicamentos. Entre éstos encontramos alcohol de distintos grados: etanol absoluto de 96°, 70°, 60°, 30° y 15°, agua destiladas, glicerina, lactosa, sacarosa, etc. En general, no difieren de aquellos empleados en la elaboración de medicamentos convencionales.
  • La parte activa constituida por las diluciones o potencias homeopáticas. Se habla de parte activa y no de «principio activo», ya que no es un efecto químico sino de tipo físico o físico-químico adquirido en el transcurso de la manipulación del mismo. Cuando se habla de la parte activa de los medicamentos de uso homeopática, se refiere a las diluciones o potencias homeopáticas propiamente dichas.

Preparación de las diluciones o potencias homeopáticas

Para que exista un medicamento homeopático, las cepas se someten a dos operaciones galénicas que son propias de la Homeopatía: dilución y dinamización.

Las diluciones homeopáticas se preparan mediante operaciones sucesivas de reparto de una cepa en un vehículo inerte. Los grados de dilución se caracterizan por el número de veces que se ha realizado el proceso de diluir y dinamizar. El grado de dilución identifica la potencia homeopática. Por ejemplo, si una cepa se ha diluido y dinamizado cuatro veces, se dice que la cepa está elevada a la cuarta potencia.

La dinamización ser realiza entre una operación de dilución y la siguiente y consiste en proporcionar un determinado número de fuertes agitaciones a las diferentes diluciones líquidas. La Farmacopea Francesa recomienda cien fuertes sacudidas que, generalmente, se efectúan con una aparato «dinamizador» diseñado para tal fin.

Presentaciones farmacéuticas

Generalmente, las presentaciones más empleadas son las formas líquidas pero, hoy en día, gracias a los avances tecnológicos, hay nuevas presentaciones farmacéuticas que, en ciertos casos, mejoran las posibilidades de acción de estos remedios.

  • GOTAS Habitualmente se toman entre 10-50 gotas de medicamento en medio vaso de agua. El vehículo es, como regla general, alcohólico. Las formas líquidas orales son de absorción sublingual.
  • AMPOLLAS Pueden ser bebibles o inyectables ya que son preparadas con suero fisiológico o glucosado. Las presentaciones bebibles no deben ser inyectadas porque no son estériles y se preparan sobre un vehículo de alcohol al 15%.
  • LINIMENTOS Los linimentos son formas líquidas de aplicación externa.
  • COLIRIOS Son poco utilizados en la Homeopatía. Se preparan en suero fisiológico isotópico. Son preparaciones estériles por lo que su caducidad es muy corta.
  • GOTAS NASALES De uso cada vez más frecuente por lo simple de su administración y dosificación. Son líquidas y preparadas para ser absorbidas por las mucosas nasales. Usualmente se recetan para problemas respiratorios o nasales, como catarro o rinitis.
  • GRANULOS Y GLOBULOS Estas son pequeñas esferas de sacarosa y lactosa que llevan impregnadas las diluciones homeopáticas en una proporción del 1%. Los glóbulos son 10 veces más pequeños que los gránulos. Son formas orales de absorción sublingual.
  • TRITURACIONES También llamados polvos, suelen venir acompañados de una cucharita para su dosificación. Se preparan mediante trituración o mediante impregnación al 1% de diluciones líquidas sobre lactosa.
  • COMPRIMIDOS Pueden ser de distinto peso y tamaño y son elaboradas de la misma manera que las trituraciones.
  • POMADAS Son formas semi-sólidas que se elaboran mediante la adición de la dilución a diferentes vehículos de absorción cutánea.
  • SUPOSITORIOS Son formas de absorción rectal, usualmente para uso pediátrico o geriátrico. Suelen ser de 1 o 2 gramos.
  • OVULOS Usualmente para tratamientos ginecológicos. Son formas de absorción a través de la mucosa vaginal.

Tipos de medicamentos

Se pueden clasificar en dos clases:

  1. MEDICAMENTOS SIMPLES Contienen una sola cepa homeopática. Se definen con el nombre de la cepa en latín, seguido de un número que expresa el nivel de dilución, por ejemplo, Arsenicum álbum D10.
  2. MEDICAMENTOS COMPLEJOS aquellos que contienen una mezcla de cepas homeopáticas. Estas pueden ser de tres tipos:
    • FORMULAS MAGISTRALES Prescritas de modo específico para un paciente en particular.
    • FORMULAS DE PRESCRIPCION CORRIENTE Formulaciones de amplio uso homeopático y tiene unas indicaciones generalmente aceptadas por el colectivo homeópata. Llevan el término «Compuesto» después de la cepa más importante.
    • ESPECIALIDADES FARMACEUTICAS Formuladas por laboratorios y para el tratamiento de patologías concretas.

Te recomendamos