Hypericum perforatum L.

La hierba de San Juan es una planta perenne nativa de Europa, pero que también se encuentra en los Estados Unidos y partes de Canadá.

Es una maleza agresiva que crece en la tierra seca de caminos, prados, bosques y setos. Por lo general, alcanza una altura de 0,3 a 0,61 metros, excepto en la costa del Pacífico, donde ha alcanzado alturas de 1,5 m. La planta tiene hojas ovaladas y sus flores son de color amarillo dorado que florecen de junio a septiembre. Los pétalos de las flores tienen puntos y líneas glandulares de color negro o amarillo. Hay aproximadamente 370 especies del género Hypericum, que se deriva de las palabras griegas Hyper y Eikon que significa «más de una aparición», lo que alude a su uso antiguo para alejar los malos espíritus. La palabra Perforatum hace referencia a la apariencia de la hoja: bajo la luz, las glándulas de las hojas translúcidas parecen perforaciones. La cosecha de la planta, con fines medicinales, se produce en julio y agosto, y el material vegetal se debe secar inmediatamente para evitar la pérdida de potencia. La hierba seca se compone de sumidades floridas de la planta.

La hierba de San Juan ha sido utilizada desde la Edad Media como remedio herbal por sus propiedades anti-inflamatorias. Muchos herbolarios, como Hipócrates y Plinio, registraron sus propiedades medicinales, notando sus propiedades diuréticas, así como para el tratamiento de condiciones neurálgicas, como por ejemplo, dolor de espalda. En 1633, Gerard registró el uso de la planta como un bálsamo para quemaduras. Un extracto de aceite de oliva de color rojizo hecho de las flores frescas se ha tomado internamente para el tratamiento de la ansiedad, pero también se ha aplicado externamente para aliviar la inflamación y promover la cicatrización. Su aplicación tópica es particularmente útil en casos de hemorroides.

Aunque la hierba de San Juan cayó en desuso, un renovado interés lo ha convertido en un componente de numerosas preparaciones para el tratamiento de la ansiedad y la depresión. La planta se ha usado en la medicina tradicional como antidepresivo y diurético, así como para la gastritis y el insomnio.

Información

{slider=Botánica}

Familia Hypericaceae

Hypericum perforatum L. (hipérico, hipericón, corazoncillo o hierba de San Juan, Amnica, cientoenrama, corazón de ciervo, corazoncillo, corión, espantadiablos, hierba del agua, hierba de la sangre, hierba de las heridas, hierba de las machacauras, hierba de San Juan, hierba militar, hipericón, hipericón oficinal, hipérico, hipérico horadado, hipérico común, perforada, perforata, pericó, pericón, pericón amarillo, pericón común, pericón silvestre, perico, pericote, periquito, San Juan, sanjuanera, sanjuanes, san juanes, sanjuanines, té borde, trescalar, tresflorina, yerba de San Juan, yerbuca de San Juan)

{/slider} {slider=Usos/Dosis}

Meta-análisis de ensayos clínicos de calidad apoyan el lugar que tiene el Hypericum en el tratamiento de la depresión. La eficacia es comparable con los antidepresivos estándar, mientras que los eventos adversos son menores que con los antidepresivos convencionales. Interacciones con otros medicamentos y problemas de control de calidad pueden limitar su uso. Otras áreas de investigación terapéutica para la hierba de San Juan incluyen dejar de fumar, síntomas premenstruales, trastornos somatomorfos y el trastorno por déficit de atención, así como su posible papel en el tratamiento del cáncer y VIH.

Las preparaciones varían en gran medida en el contenido químico y la calidad, y puede ser estandarizado para hiperforina (normalmente 3% a 5%) o hipericina (comúnmente 0,3%) contenido.

Depresión

Los ensayos clínicos que evalúan la eficacia de la hierba de San Juan para la depresión han utilizado comúnmente 900 mg de extracto al día repartidos en 3 tomas, tanto en el tratamiento a corto plazo y para la terapia continua por períodos de hasta 1 año (rango 600 a 1200 mg / día) La dosis inicial es de 450 mg / día, aumentando a 900 mg / día de extracto de Hypericum. También ha sido utilizado en niños entre 6 y 16 años de edad en un pequeño ensayo.

Existe un reporte de un caso de sobredosis de la hierba de San Juan en un paciente de 16 años de edad, quien consumió 15 tabletas (300 mcg) al día durante 2 semanas, lo que requirió la gestión de la unidad de cuidados intensivos.

{/slider} {slider=Contraindicaciones}

Reacciones adversas

Las reacciones adversas son generalmente leves e incluyen resequedad de la boca, mareos, estreñimiento, otros síntomas gastrointestinales y confusión. También puede ocurrir fotosensibilización . En los ensayos clínicos, las reacciones adversas y la interrupción de tratamiento con la hierba de San Juan fueron generalmente menores que las observadas con antidepresivos convencionales. Otras posibles reacciones adversas raras incluyen la inducción de manías y efectos sobre las capacidades reproductoras masculinas y femeninas.

Interacción con Otras Hierbas y Suplementos

Hierbas que contienen glucósidos cardiacos: el uso concomitante puede reducir los efectos terapéuticos de la digital. El extracto de hierba de San Juan, LI 160, disminuye los niveles séricos de digoxina en personas sanas.

Hierbas y suplementos con propiedades serotoninérgicas: En teoría, la hierba de San Juan podría aumentar los efectos y efectos adversos de los productos que aumentan los niveles de serotonina, incluyendo 5-hidroxitriptófano (5-HTP), Hawaiian Baby Woodrose y L-triptófano.

Levadura roja: La hierba de San Juan induce enzimas del citocromo P450 3A4 y puede reducir los niveles séricos de la estatina lovastatina.

Triptófano: La combinación de hierba de San Juan con triptófano podría aumentar el riesgo de síndrome serotoninérgico. Se sabe que la Hierba de San Juan puede interactuar con numerosos medicamentos. Los fármacos con un estrecho margen terapéutico deben ser estrechamente monitorizados. Los pacientes deben ser advertidos sobre la posibilidad de interacciones y la necesidad de consultar a su médico antes de tomar la hierba de San Juan junto con medicamentos recetados o de venta libre. Uno de los medicamentos más prominentemente afectados incluye los inhibidores de la proteasa utilizados en el VIH. El riesgo de desarrollar el síndrome de la serotonina del SNC y otras reacciones adversas no se puede descartar, mucho cuidado es necesario con combinaciones de medicamentos psicotrópicos.

{/slider} {slider=Evidencia}

Estudios Clínicos

Depresión: La Hierba de San Juan es, probablemente, tan eficaz como los antidepresivos tricíclicos en dosis bajas y probablemente tan eficaz como los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS), fluoxetina (Prozac), sertralina (Zoloft) y paroxetina (Paxil). El tomar extracto de hierba de San Juan puede mejorar el estado de ánimo, disminuir la ansiedad y los síntomas somáticos, y disminuir el insomnio relacionado con depresiones leves a graves.

Estudios Preliminares

Síntomas de la menopausia: Cierta evidencia sugiere que una combinación de hierba de San Juan junto con un extracto específico cohosh negro reduce significativamente los síntomas de la menopausia en las mujeres con pronunciados síntomas psicológicos.

Trastorno de somatización: Tomar un extracto específico hypericum estandarizado por vía oral parece reducir los síntomas del trastorno de somatización después de 6 semanas de tratamiento.

Curación de Heridas: Investigaciones clínicas han demostrado que la aplicación de una pomada de hierba de San Juan, tres veces al día, durante 16 días mejora significativamente la curación de heridas y reduce la formación de cicatrices en comparación con placebos.

Síndrome premenstrual ( PMS ): Existe evidencia clínica preliminar que la hierba de San Juan podría ser beneficiosa para el PMS. El extracto de la hierba de San Juan estandarizado a 0.3% de hipericina parece mejorar los síntomas del síndrome premenstrual en un 50 %, en algunas mujeres.

Trastorno afectivo estacional (SAD ): Investigaciones clínicas preliminares sugieren que la hierba de San Juan podría ayudar en casos de SAD. La hierba de San Juan parece mejorar los síntomas de ansiedad, disminución de la libido y trastornos del sueño asociados con SAD . Es útil solo o en combinación con la terapia de luz.

{/slider} {slider=Química}

Los constituyentes más comúnmente descritos son naphthodianthrones, flavonoides, floroglucinoles y aceites esenciales. Otros constituyentes de la planta incluyen ácidos (por ejemplo , nicotínico , mirístico , palmítico , esteárico ), carotenoides, colina, pectina, hidrocarburos, y alcoholes de cadena larga. Los aminoácidos incluyen cisteína , ácido gamma – aminobutírico ( GABA ), glutamina, leucina, lisina entre otros.

{/slider}

Galería de Imágenes

{gallery}plant_data_base/hypericum_perforatum{/gallery}


Bibliografía
  1. Kim HL, Streltzer J, Goebert D. St. John’s wort for depression: A meta analysis of well-defined clinical trials. J Nerv Ment Dis 1999;187:532-9.
  2. Volz HP. Controlled clinical trials of hypericum extracts in depressed patients – an overview. Pharmacopsychiatry 1997;30 Suppl 2:72-6
  3. Harrer G, Schmidt U, Kuhn U, Biller A. Comparison of equivalence between the St. John’s wort extract LoHyp-57 and fluoxetine. Arzneimittelforschung 1999;49:289-96.
  4. Kasper S, Dienel A. Cluster analysis of symptoms during antidepressant treatment with Hypericum extract in mildly to moderately depressed out-patients. A meta-analysis of data from three randomized, placebo-controlled trials. Psychopharmacology (Berl) 2002;164:301-8.
  5. Uebelhack R, Blohmer JU, Graubaum HJ, et al. Black cohosh and St. John’s wort for climacteric complaints: a randomized trial. Obstet Gynecol 2006;107(2 Pt 1):247-55.
  6. Volz HP, Murck H, Kasper S, Moller HJ. St John’s wort extract (LI 160) in somatoform disorders: results of a placebo-controlled trial.Psychopharmacology (Berl) 2002;164:294-300.
  7. Samadi S, Khadivzadeh T, Emami A, et al. The effect of Hypericum perforatum on the wound healing and scar of cesarean. J Altern Complement Med 2010;16:113-7.
  8. Stevinson C, Ernst E. A pilot study of Hypericum perforatum for the treatment of premenstrual syndrome. BJOG 2000;107:870-6.
  9. Wheatley D. Hypericum in seasonal affective disorder (SAD). Curr Med Res Opin 1999;15:33-7.

Te recomendamos