Frittata de tomate seco, espinaca y queso de cabra

Dominar el arte de hacer “omeletes” no es cosa fácil. Esos huevos suavecitos, perfectamente doblados encima de la cantidad justa de relleno… eso no sucede a menudo. Pero una frittata? Eso si es mucho más fácil de preparar!

Es una comida rápida para dos personas y perfecta para un desayuno saludable aunque puedes combinarlo con una ensalada para el almuerzo o incluso la cena. En teoría, puedes prepararla con cualquier tipo de queso o vegetales (o incluso carne), pero una de las versiones favoritas es la que se prepara con tomate seco, espinaca y queso de cabra.

Debido a que las frittatas se cocinan en la estufa y en el horno, quedan más uniformes y su presentación es más bonita. Adicionalmente, esta receta se puede hacer sólo con claras de huevo o con huevos enteros.

Este es realmente un delicioso plato que puedes preparar para el día de las madres. Sorprende a esa mujer tan especial en tu vida con un plato fácil y saludable!

Frittata de tomate seco, espinaca y queso de cabra (2 porciones)

Cantidad Ingredientes
4 huevos enteros, o 1/2 taza de claras
4 tomates secos, picados (NO la variedad en aceite)
1 puñado de espinacas frescas, sin tallo y picadas
2 dientes de ajo, picados
1 Cda de Aceite de oliva
1/4 taza de cebolla blanca picada (opcional)
2 Cdas Queso de cabra, desboronado
Opcional cintas de albahaca para adornar, o 1 cdta de albahaca seca

Preparación:

  • Calienta el aceite de oliva, a fuego medio en una sartén que luego puedas poner en el horno (que no tenga un mango de plástico). Añade el ajo picado y cocina hasta que estén fragantes, alrededor de 3 minutos.
  • Agrega la cebolla y cocina hasta que estén transparentes. Agrega las espinacas y sofríe durante unos minutos más.
  • Bate los huevos (si vas a utilizar albahaca seca, agrégala a los huevos revueltos). Mientras tanto, enciende el horno, asegurándote que prenda la hornilla/parrilla de arriba.
  • Vierte los huevos en la sartén y cocina unos minutos, sin revolver o tocar, hasta que la mezcla del huevo comience a ponerse firme y se empiece a despegar de los lados del sartén.
  • Espolvorea el queso de cabra desmenuzado. Coloca el sartén dentro del horno caliente, debajo de la parrilla. Retira del horno después de un par de minutos, cuando los huevos estén firmes y ligeramente dorados en la parte superior.
  • Comprueba con un cuchillo para asegurarte de que el centro está cocido.
  • Adorna con cintas de albahaca fresca y disfruta!

Te recomendamos