10 estrategias para combatir la osteoporosis

Los médicos convencionales a menudo recomiendan la terapia de reemplazo hormonal como medida preventiva contra la osteoporosis.

Las investigaciones han demostrado que el uso de estas hormonas, en efecto, ayudan a mantener la fortaleza de los huesos, sin embargo, no restauran la pérdida ósea que ya ha ocurrido. Más problemático aún son los numerosos estudios que indican que estos medicamentos producen efectos secundarios como por ejemplo, aumento de riesgo de cáncer de endometrio y enfermedades del corazón. Además, una vez que una mujer deja de tomar estos fármacos, la excreción de calcio se incrementa significativamente.

Existen algunas estrategias que son menos costosas que los medicamentos y tienen menos efectos secundarios. Como tener niveles adecuados de calcio en los huesos depende de la fortaleza ósea desarrollada en la juventud, lo mejor es tomar medidas para prevenir la osteoporosis lo antes posible y aunque el mejor momento para empezar ya está en el pasado, el segundo mejor momento es hoy.

  • Estrategia # 1: Mueva el cuerpo. Hacer ejercicios con peso adicional – caminar, jugar tenis, bailar, saltar la cuerda, baloncesto- ayuda a desarrollar huesos fuertes. La natación no es considerada un ejercicio de peso debido al ambiente de gravedad cero del agua. También realice ejercicios suaves. Libere el cuello! Empodere la pelvis! libere sus vértebras! Hacer yoga u otro tipo de ejercicios suaves ayuda a desarrollar agilidad y fuerza. Sin embargo, pararse de cabeza o de hombros (posiciones comunes del Yoga) no es conveniente si ya tiene osteoporosis.
  • Estrategia # 2: Evite los «vampiros de calcio». Los chupa-calcio son sustancias que absorben el calcio de sus huesos. En otras palabras, que estimulan la excreción de calcio. Estas sustancias son el alcohol, la cafeína, la sal, proteínas de origen animal, grasas, tabaco, agua destilada, alimentos ricos en ácido oxálico (acelgas, ruibarbo, espinaca, y chocolate) y el aluminio (se absorbe al hornear en ollas de aluminio, al tomar bicarbonato de soda o al usar ciertos desodorantes). Los alimentos y bebidas ricos en fósforo también perjudican la absorción de calcio; de este grupo los más culpables son los refrescos, la leche y otros productos lácteos y muchos alimentos procesados.
  • Estrategia # 3: Evite, en lo posible, medicamentos «vampiros» de calcio. Muchas drogas alteran la absorción de calcio o el metabolismo. En este grupo están incluidos los antiácidos, antibióticos, antidepresivos, barbitúricos, drogas que reducen el colesterol, corticosteroides, diuréticos, laxantes y medicamentos quimio-terapéuticos.
  • Estrategia # 4: Dele apoyo al ácido estomacal. Una cantidad insuficiente de ácido estomacal puede llevar a la mala absorción de calcio. Para aumentar el ácido del estómago, coma alimentos asados sobre carbón vegetal, coma más lentamente y no beba demasiado líquido con sus comidas.
  • Estrategia # 5: Tome sol. La vitamina D es importante para la absorción de calcio. Puede absorber la vitamina D al exponerse al sol. Obtenga una buena dosis de esta vitamina, de una o dos horas máximo al día, pero nunca del mediodía a las 3 pm. cuando el sol está en su punto más alto y más fuerte.
  • Estrategia # 6: Pescado y aceite de pescado. El aceite de pescado tiene una buena dosis de vitamina D que ayuda al cuerpo a absorber el calcio.
  • Estrategia # 7: Haga un buen equipo con calcio y magnesio. El calcio y el magnesio son un equipo que trabajan juntos en su cuerpo, por lo que si usted toma calcio, también deben tomar magnesio. Las mujeres pre-menopáusicas deben tomar aproximadamente 1000 mg. de calcio al día, y durante la menopausia se deben tomar alrededor de 1.500 mg. Los mejores suplementos de calcio (en orden de preferencia) son hidroxiapatita, citrato, lactato, gluconato, y carbonato. Lo mejor es evitar tomar grandes dosis de calcio a la vez; es mejor tomar dosis más pequeñas con más frecuencia. Además, no crea que las megadosis de calcio son mejores que las recomendaciones anteriores; un exceso de calcio puede crear problemas porque desplaza el hierro, el manganeso y el zinc, y puede causar cálculos renales. La dosis de magnesio debe ser de al menos el 50% de la dosis de calcio. Para mayor beneficio, tome 1.000 mg. de vitamina C, lo cual ayuda a crear fibras de colágeno, necesarias para que calcio del hueso se pueda adherir.
  • Estrategia # 8: Coma vegetales verdes. El boro, zinc, cobre y manganeso son esenciales para la integridad del hueso. Todos ellos se encuentran en los vegetales de hojas verdes. El boro es de valor especial; se sabe que promueve niveles más altos de estrógeno y aumenta la densidad ósea. La suplementación de 5 mg. al día de este mineral es recomendable.
  • Estrategia # 9: Coma alimentos ricos en calcio. Las sardinas, el salmón, las verduras de hoja verde, el brócoli, tofu con sulfato de calcio, agua mineral y las semillas de sésamo proporcionar calcio. Si decide obtener el calcio de la leche, yogur o queso, se recomienda consumir las variedades bajas o sin grasa debido a que el cuerpo va a estar en mejores condiciones para asimilar el calcio.
  • Estrategia # 10: Tome té de cola de caballo (Equisetum arvense). Esta hierba es rica en calcio y sílice y puede ayudar a desarrollar huesos fuertes.

Te recomendamos